María, Madre de Dios: Antífona de la Entrada

Sedulio

Te aclamamos, santa Madre de Dios,
porque has dado a luz al Rey,
que gobierna el cielo y la tierra
por los siglos de los siglos.
(Sedulio)