Sta Teresa de Jesús: Antífona de comunión

Salmo 88, 2

Cantaré las misericordias del Señor eternamente,
y mi boca proclamará tu fidelidad de generación en generación.

Verse 1:

Porque dijiste: «La misericordia es un edificio eterno»,
más que el cielo has afianzado tu fidelidad.
(Salmo 88,3)

Verse 2:

El cielo proclama tus maravillas, Señor,
y tu fidelidad en la asamblea de los santos.
(Salmo 88,6)

Verse 3:

Justicia y derecho sostienen tu trono,
misericordia y fidelidad te preceden.
(Salmo 88,15)

Verse 4:

El Señor es nuestro escudo,
y el Santo de Israel nuestro rey.
(Salmo 88,19)

Verse 5:

Gloria al Padre y al Hijo
y al Espíritu Santo.
Como era en el principio, ahora y siempre,
por los siglos de los siglos. Amén.
(Gloria Patri)