Tercer Domingo de Cuaresma: Antífona de la Comuníon 2

Salmo 83, 4.5

Cuando se ha leído otro Evangelio (Años B y C):

El ave ha encontrado un refugio
y la tórtola un nido donde poner a sus polluelos.
Dichosos los que se acercan a tu altar, Señor.
Dichosos los que viven en tu casa
y pueden alabarte siempre, Rey mío y Dios mío.
(Salmo 83, 4.5)

(newer translation)
El gorrión ha encontrado una casa,
y la golondrina un nido donde poner sus polluelos:
junto a tus altares, Señor de los ejércitos, Rey mío y Dios mío.
Dichosos los que viven en tu casa
y pueden alabarte siempre.
(Salmo 83, 4.5)

Verse 1:

¡Qué deseables son tus moradas, Señor del universo!
Mi alma se consume y anhela los atrios del Señor.
(Salmo 83,2.3)

Verse 2:

Fíjate, oh Dios, escudo nuestro,
mira el rostro de tu Ungido.
(Salmo 83,10)

Verse 3:

Señor del universo, escucha mi súplica;
atiéndeme, Dios de Jacob.
(Salmo 83,9)

Verse 4:

Vale más un día en tus atrios
que mil en mi casa.
(Salmo 83,11)

Verse 5:

Gloria al Padre y al Hijo
y al Espíritu Santo.
Como era en el principio, ahora y siempre,
por los siglos de los siglos. Amén.
(Gloria Patri)



Related Songs


Antífona de Comunión – 3er Cuaresma B y C (Salmo 83, 4.5)

Rebecca De La Torre